Responsabilidad Corporativa

Compromiso con el Entorno Social

El conocimiento técnico y las capacidades de gestión al servicio de los retos de la cooperación y el desarrollo social

La empresa es un actor principal en el desarrollo de la sociedad, bien por la prestación de servicios, obras y suministro de equipos como por la transferencia de conocimientos técnicos, tecnología y capacidad de gestión a los entornos más desfavorecidos del planeta. Eptisa está integrando en sus estrategias empresariales enfoques adaptados a las particularidades del contexto local para generar mayor valor a la sociedad.

Actuación en zonas de vulnerabilidad social

Las zonas de vulnerabilidad social son áreas desfavorecidas en cualquier país donde exista cierta precariedad social, ya sea por altos niveles de pobreza, desempleo, etc. Se trata por tanto de zonas donde es especialmente necesario que las intervenciones sean transformadoras y generen oportunidades de cambio social. Estos contextos, en muchos casos caracterizados por una gran debilidad institucional, requieren de aproximaciones distintas a las que llevaría a cabo la compañía en otras zonas sin las problemáticas anteriores.

La experiencia de Eptisa en los países en vías de desarrollo demuestra que no existen proyectos puramente técnicos; las problemáticas técnicas llevan siempre asociadas problemáticas sociales. Y, por tanto, es necesario entender el funcionamiento de las variables socio-culturales locales, que son diferentes en cada lugar, para que las soluciones técnicas propuestas respondan adecuadamente a todas las dimensiones.

Desarrollo Institucional, Económico y Social

Desde el año 1996, Eptisa desarrolla una actividad especializada en el sector del desarrollo institucional, económico y social con el objetivo principal de aunar oportunidades de negocio que beneficien a la empresa y a la sociedad en su conjunto.

En la actualidad Eptisa es referencia en la gestión de fondos multilaterales y trabaja con las principales agencias internacionales de cooperación al desarrollo.

La compañía entiende que las empresas tienen un papel muy importante en la transformación de la realidad. La cultura de la cooperación al desarrollo aboga por una transformación equilibrada, entre las dimensiones económicas, sociales y medioambientales, y en la que los esfuerzos se centran en la generación de oportunidades a los países o regiones más desfavorecidas o vulnerables. Como consultora ofrece servicios útiles a las entidades de los países receptores con objeto de reforzar sus capacidades para mejorar las condiciones de su población.

El desarrollo socio-económico tiene muchos objetivos, que fundamentalmente se centran en la lucha contra la pobreza, cuyo alcance requiere de las capacidades de actores muy diversos, como las de carácter más técnico donde las ingenierías acumulan un conocimiento muy extenso.

Eptisa se está igualmente especializando en proyectos de regeneración urbana, con el propósito de crear ciudades más humanas y sostenibles que se conviertan en motores del desarrollo sostenible. Elementos como innovación tecnológica, lucha contra el cambio climático, movilidad sostenible o participación ciudadana se van incorporando a los modelos de ciudad para crear un ambiente favorable al bienestar de la población.

Responsabilidad y respeto con la comunidad local

La responsabilidad empresarial de Eptisa se centra en respetar una serie de principios en las intervenciones y proyectos como la valorización de los recursos humanos y materiales locales, el sentimiento de apropiación de la población, la sensibilización y consenso de los distintos actores locales, la compatibilidad con los procesos de desarrollo local y la conservación de los recursos naturales.

En este marco, y con el ánimo de avanzar hacia servicios más sostenibles desde el punto de vista ambiental y social, Eptisa ha elaborado una serie de Criterios de Sostenibilidad en forma de checklist, para que se contemplen en los proyectos en fase de diseño e implementación. Estos criterios tienen en cuenta los aspectos medioambientales, sociales, económicos, tecnológicos e institucionales de los proyectos implementados, con el fin de generar un impacto más positivo.

El equipo de profesionales de Eptisa entiende a la perfección que la complementariedad con otros actores como consultoras, centros de investigación, institutos públicos o universidades que aporten conocimiento local es muy importante, así como el papel de las ONGs, que cuentan con experiencia y conocimiento de las dinámicas de la sociedad civil y tienen facilidad para relacionarse y entender las necesidades de la población.

Consciente de la importancia y dimensión que adquiere la responsabilidad social y los aspectos relacionados con las condiciones de trabajo en el desarrollo de la actividad de la organización, la Dirección promueve activamente la responsabilidad de cada empleado en el cumplimiento de las leyes nacionales e internacionales sobre las condiciones de trabajo y el respeto con la comunidad local con la que interactúa.